El Quijote en judeoespañol, redescúbrelo

¿El Quijote en judeoespañol? Sí, entre nuestras obras publicadas destacan estas dos ediciones parciales de la novela Don Quijote de la Mancha de Miguel de Cervantes Saavedra, que representan dos versiones únicas en idioma judeoespañol de la obra más famosa de la literatura española en el mundo. La importancia de estas dos obras resalta por sí sola al constituir dos aportaciones singulares en el idioma de los judíos de Sefarad a la cultura universal. Son libros únicos en el mundo.

Son dos obras de interés tanto para un público especializado (hispanistas, cervantistas, estudiantes de la lengua judeoespañola…) como para el público en general, simplemente con ganas de disfrutar del Quijote de una manera diferente, inédita hasta ahora.

Miguel de Cervantes. Don Quijote de La Mancha (Capítulos 1-8). Versión aljamiada

Pilar ROMEU, ed. Miguel de Cervantes. Don Quijote de La Mancha (Capítulos 1-8). Versión aljamiada por… según la primera edición de Madrid de Juan de la Cuesta (1605). 
Barcelona, 2015. 


Esta versión del Quijote en judeoespañol aljamiado (Cap. 1-8) representa la primera versión aljamiada de los ocho primeros capítulos del Quijote de la historia (una versión aljamiada que respeta el texto original transcribiéndolo en letra rasí tal y como se hubiera publicado en 1615).

El Quijote en judeoespañol

María SÁNCHEZ-PÉREZ. El Quijote en judeoespañol. Estudio y edición de los fragmentos publicados en los periódicos sefardíes El Amigo de la Famiya (Constantinopla, 1881) y La Boz de Oriente (Estambul, 1931) Prólogo de Paloma Díaz-Mas. Barcelona, 2019.

En la obra El Quijote en judeoespañol, la autora María Sánchez-Pérez analiza, estudia y edita la primera y, hasta ahora, única adaptación al judeoespañol que conocemos de dos historias contenidas en el Quijote: El kuryozo marido dezmeoyado (El curioso impertinente) y la Historia de Cardenio, que se publicaron en el periódico en judeoespañol El Amigo de la Famiya (Constantinopla, 1881). Una segunda edición, en caracteres latinos, se hizo en el periódico La Boz de Oriente (Estambul, 1931).